ASM Web Services inicia una nueva era. En los últimos meses hemos estado trabajando en la evolución de nuestro modelo operativo, un proceso dinámico que ha culminado recientemente y que ha comportado una reorganización interna, la creación de nuevas áreas productivas. Todas estas transformaciones quedan reflejadas en una nueva página web, que se lanza hoy.

El sector tecnológico avanza a una velocidad de vértigo y para lograr agilidad competitiva es necesario transformarse, transformarse y volverse a transformar. Las compañías necesitamos celeridad y visión para seguir creciendo en este contexto volátil. Por ello en ASM Web Services hemos apostado por llevar a cabo una nueva estructuración que ha conllevado la creación de nuevas unidades de negocio.

La nueva organización ha supuesto que a las unidades ya operativas de E-commerce, Software Engineering y Mobile Apps, se hayan sumado tres nuevas divisiones. Por una parte, la de Data Science, dedicada a la gestión del ciclo de vida de los datos. También hemos incorporado la unidad productiva de Pricing Optimization, centrada en el desarrollo de software para monitorizar, calcular y gestionar modelos dinámicos de precios. Y, por último, hemos impulsado la unidad de Systems and Cloud Computing, especializada en la creación de proyectos cloud y migraciones a la nube.

Creamos los ASM Tech Hubs

Este renovado modelo operativo incorpora otro elemento innovador, los ASM Tech Hubs, centros de desarrollo altamente especializados y distribuidos.

Hemos puesto en marcha tres Tech Hubs, uno en Barcelona, enfocado en el desarrollo de Mobile Apps, otro en Mataró, dedicado a los proyectos de Data Science, y el último en León, dedicado al Software Engineering y Pricing Optimization Tools.

El nuevo modelo operativo se encamina a impulsar nuestro crecimiento futuro mediante una estructura más dinámica y descentralizada, que se amolda mejor al escenario competitivo actual. La fugacidad con la que evoluciona el sector tecnológico, sumada al contexto generado por la pandemia de la COVID-19, que ha provocado cambios en el comportamiento de los clientes y en las maneras de trabajar, nos ha hecho adaptar nuestro plan estratégico (y lo tendremos que seguir haciendo), a la vez que nos ha reforzado en la idea de que habíamos tomado la decisión acertada.

Todas estas transformaciones se han materializado en una nueva web con una estructura y diseño renovados. En ella están explicadas cada una de las áreas productivas y la cartera de servicios que incluyen.

Evolucionamos para ser más ágiles, más competitivos, más eficientes y para coger impulso hacia el futuro.